INTRODUCCIÓN

CooperativismoLas cooperativas son instituciones que nacen en base a la asociación de personas, son, por lo tanto, esencialmente iniciativas colectivas. No tienen limitación de socios, pudiendo incorporarse y participar en la Cooperativa todo aquel que cumpla con las condiciones que fijen sus estatutos.

Su objetivo es lograr satisfacer las necesidades de sus socios y/o promover su mejoramiento económico y social (por ejemplo: lograr obtener su vivienda), por ende, las cooperativas no tienen como finalidad la obtención de puros beneficios económicos (utilidad). Son entidades sin fines de lucro (definidas por ley) y al existir excedentes en su gestión, estos se destinan al desarrollo de la cooperativa generando reservas (las que son indivisibles) o distribuyéndolos entre sus socios en proporción a su participación.  

Los socios, al ser parte de la cooperativa, tienen similares derechos y obligaciones, los que se encuentran fijados en los estatutos, y tienen la capacidad de tomar decisiones en asambleas a través del voto. Cada socio tiene un voto, lo que hace que una cooperativa sea una asociación igualitaria (en las sociedades anónimas cada accionista tiene derecho a voto en proporción al número de acciones que posea en la empresa).

Los miembros de la cooperativa tienen el carácter especial de ser los propietarios y a la vez sus usuarios (nunca son clientes). No se vela por el interés personal sino por el logro colectivo (el volumen o economía de escala es el que permite lograr el objetivo) y el éxito de funda en los valores del cooperativismo.

Las cooperativas son organizaciones que tienen más de 150 años de desarrollo, participando en casi todos los rubros de la actividad humana, con una gran participación económica, social, laboral y cultural en el mundo, siendo parte importante de la economía social (donde el centro son las personas y no la riqueza). 

 

HISTORIA Y ORIGEN DEL COOPERATIVISMO

Pioneros de RochdaleLa primera cooperativa se fundó en la ciudad de Rochdale, en Inglaterra, en octubre del año 1844, denominándose “Sociedad de los Probos Pioneros de Rochdale". Estaba integrada por 28 obreros textiles (uno de ellos una mujer), con un objetivo amplio y ambicioso: mejorar en todos los ámbitos posibles, las condiciones de vida de los socios que ingresaran a la cooperativa. Para ello, iniciaron un almacén para distribuir entre los socios mercaderías para el consumo de sus familias, la construcción de viviendas y la adquisición de una granja para cultivar hortalizas y criar vacunos, cuyos productos pudieran servir para el consumo de los socios.

Esta primera cooperativa tuvo un éxito inicial muy grande, pues al cabo de unos pocos años, contaban con varios miles de socios y se especializaron en la distribución de alimentos y artículos para el hogar. Las otras iniciativas las abandonaron debido a la especialización que se requería para afrontarlas.

En forma previa al año 1844, existieron diversos intentos de formar asociaciones, con fines parecidos a la cooperativa de Rochdale, inspirándose en diversas iniciativas, llevadas a cabo por algunos empresarios como Robert Owen, médicos, como el Dr. William King, obreros, como John Doherty, entre otros.

Al amparo de dicho modelo y de sus reglas, se desarrollaron numerosas cooperativas en Inglaterra, Francia, Alemania, España e Italia, conformándose de esta forma un movimiento que hoy en día alcanza niveles mundiales. Esto se plasmó con la fundación de la Alianza Cooperativa Internacional (ACI) en la ciudad de Londres en el año 1895, siendo la principal organización no gubernamental que reúne a las cooperativas a nivel mundial.

En el año 1995, en el seno de la II Asamblea General de la ACI, se emite una nueva Declaración de Identidad Cooperativa que incluye una nueva definición y revisión de la formulación de los principios y valores cooperativos originales. La nueva formulación mantiene la esencia de un sistema de principios y valores que demostró ser eficiente por más de 150 años y que contribuyó a transformar al cooperativismo en una de las mayores fuerzas sociales y económicas a nivel mundial, a la vez que incorpora nuevos elementos para una mejor interpretación del momento histórico actual.

 

PRINCIPIOS Y VALORES DEL COOPERATIVISMO

Definición de cooperativa

Es una asociación autónoma de personas que se han unido voluntariamente para hacer frente a sus necesidades y aspiraciones económicas, sociales y culturales comunes por medio de una empresa de propiedad conjunta y democráticamente controlada (Alianza Cooperativa Internacional, 1995).

 

Principios cooperativos

  1. Adhesión voluntaria y abierta.

Toad Lane

Las cooperativas son organizaciones voluntarias y abiertas para todas aquellas personas dispuestas a utilizar sus servicios y dispuestas a aceptar las responsabilidades que conlleva su participación, sin discriminación de género, raza, clase social, posición política o religiosa.
  1. Control democrático de los miembros.
Las cooperativas son organizaciones democráticamente controladas por sus socios quienes participan activamente en la definición de sus políticas y en la toma de decisiones. Los hombres y mujeres elegidos para representar a su cooperativa responden ante los socios. En las cooperativas de base, los socios tienen igual derecho de voto (un miembro, un voto).
  1. Participación económica de los miembros.
Los socios contribuyen de manera equitativa y controlan de manera democrática el capital de la cooperativa. A su vez, pueden obtener los excedentes que resultan del ejercicio económico del año. Por lo menos una parte de ese capital es de propiedad común de la cooperativa. Los socios asignan los excedentes para cualquiera de los siguientes propósitos: desarrollo de la cooperativa mediante la posible creación de reservas, de la cual al menos una parte debe ser indivisible; los beneficios para los socios en proporción con sus transacciones con la cooperativa; y/o el apoyo a otras actividades según lo aprueben los socios.
  1. Autonomía e independencia.
Las cooperativas son organizaciones autónomas de ayuda mutua, controladas por sus socios.

Si entran en acuerdos con otras organizaciones (incluyendo gobiernos) o tienen capital de fuentes externas, lo realizan en términos que aseguren el control democrático por parte de sus miembros y mantengan la autonomía de la cooperativa.

  1. Educación, entrenamiento e información.
Las Cooperativas brindan educación y entrenamiento a sus socios, a sus dirigentes electos, gerentes y empleados, de tal forma de contribuyan eficazmente al desarrollo de sus cooperativas.
  1. Cooperación entre cooperativas.
Se logra ofrecer mejores resultados a sus socios a través del movimiento cooperativo. Esto se logra a través del trabajo conjunto de las cooperativas a nivel local, nacional, regional e internacional.
  1. Compromiso con la comunidad.
La cooperativa trabaja para el desarrollo sostenible de su comunidad por medio de políticas aceptadas por sus socios.


Valores cooperativos

  • AYUDA MUTUA
Se da la ayuda mutua cuando dos o más personas se socorren y cooperan entre sí para lograr las metas individuales o colectivas propuestas.
  • RESPONSABILIDAD
La responsabilidad es la obligación de responder por los propios actos. Es también garantizar el cumplimiento de los compromisos adquiridos.
  • DEMOCRACIA
Existe democracia cuando los miembros o asociados participan activamente en la toma de decisiones en asambleas generales, en órganos sociales de sus representantes o en otros espacios de participación.
  • IGUALDAD
Consiste en ofrecer el mismo trato y condiciones de desarrollo a cada miembro o asociado sin discriminación de sexo, clase social, etnia, credo o capacidad intelectual o física.
  • EQUIDAD
Se refiere a la noción de justicia de dar a cada cual lo que se merece o ha ganado según sea su grado de participación o aporte y reconocimiento sus condiciones y características especiales. Es decir, tomando en cuenta la diferencia.
  • SOLIDARIDAD
Es la adhesión libre y voluntaria a una causa o empresa, creando una relación humana de mutuo apoyo donde la felicidad particular depende de la felicidad colectiva. Es la comunidad de intereses, sentimientos y propósitos.
  • HONESTIDAD
Es la honradez, la dignidad y la decencia en la conducta de los miembros o asociados. La persona honesta es incapaz de mentir, robar, estafar, defraudar o faltar a su palabra.
  • TRANSPARENCIA
Existe cuando la información es administrada entre los miembros de manera clara, veraz y oportuna. En la base de la transparencia está la confianza, la comunicación y la franqueza.
  • RESPONSABILIDAD SOCIAL
En el cooperativismo se vincula al compromiso con el desarrollo de la comunidad. 
  • PREOCUPACIÓN POR LOS DEMAS
Hasta no lograr el bienestar material y espiritual de las personas que le rodean, el cooperativista auténtico estará en una condición de inquietud o desasosiego, buscando soluciones a los problemas sociales.

 

DATOS Y CIFRAS DEL COOPERATIVISMO MUNDIAL

La tercera (2014) edición del Monitor Mundial de la Cooperativa (www.monitor.coop) revela que el volumen de negocios de las mayores 300 cooperativas en el informe de los últimos 3 años ha crecido un 11,6% hasta alcanzar los 2,2 billones de dólares (2205.7 mil millones de dólares) en 2012. Más de 165 mil millones de dólares en esta figura es generado por el sector cooperativo de servicios bancarios y financieros (neto bancario) y 1.156,5 millones de dólares desde el sector de seguros y mutuales (ingresos por primas).

Las cooperativas contribuyen al crecimiento económico sostenible y el empleo estable y de calidad, empleando a más de 250 millones de personas en todo el mundo (empleo indirecto e inducido no incluido). Dentro de los países del G20, el empleo cooperativo representa casi el 12% de la población ocupada total.

 

HECHOS Y CIFRAS DEL COOPERATIVISMO EN LAS AMÉRICAS Y EL MUNDO

Las cooperativas en las Américas

En Canadá, 4 de cada 10 personas son socias de al menos una cooperativa, mientras que en la provincia de Quebec la cifra se eleva al 70% (2010).

En Uruguay, las cooperativas son responsables del 3% del PIB. Producen el 90% de la leche, el 34% de la miel y el 30% del trigo. El 60% de su producción se exporta a más de 40 países (2011).

En el Salvador, los activos de las cooperativas financieras superan los 1.300 millones de dólares, lo que representa un 9.3% del total del sistema financiero nacional (2010).

En Bolivia, existen más de 1.600 cooperativas que generan más de 32.000 empleos directos y más de 128.000 empleos indirectos (2008).

En Brasil, las cooperativas son responsables de un 37.2% del PIB agrícola y el 5.4% del PIB global (2009).

En Estados Unidos, las cooperativas agropecuarias tienen una participación del 28% en el procesamiento y la comercialización de la producción agrícola (2010).

En Estados Unidos, las cooperativas eléctricas rurales atienden a más de 42 millones de usuarios residentes en 47 Estados, lo que representa el 42% de las líneas eléctricas del país (2010).

En Paraguay, las cooperativas de ahorro y crédito poseen activos por más de 2.100 millones de dólares, lo que representa casi un 17% del total del sistema financiero nacional (2010).

En Colombia, las 8.600 cooperativas existentes reúnen a 5.5 millones de asociados lo que equivale a decir que 1 de cada 8 colombianos es cooperativista (2011).

En Argentina, las cooperativas agropecuarias son responsables de más del 20% del total nacional de las exportaciones de trigo (2010-2011).

En Brasil, las 6.600 cooperativas vinculadas a la Organización de las Cooperativas Brasileras reúnen a más de 10 millones de cooperativistas y dan empleo directo a casi 300.000 personas (2011).

En Costa Rica, las cooperativas de ahorro y crédito son propietarias de un 8.5% de los activos del sistema financiero nacional (2011).

En República Dominicana, las cooperativas reúnen a más de 1 millón de asociados y dan empleo directo a más de 40.000 personas (2011).

En Ecuador, las cooperativas de ahorro y crédito tienen activos por casi 2.500 millones de dólares, lo que representa una participación del 9.12% en el total del sistema financiero nacional (2010).

En Brasil, las cooperativas de salud prestan servicios médicos y odontológicos a 17,7 millones de personas, casi un 10% de la población del país (2011).

En Argentina, existen unas 13.000 cooperativas registradas que reúnen a casi 9.400.000 de socios y dan empleo directo a más de 265.000 personas (2008).

En Paraguay, el capital social de la mayor cooperativa de ahorro y crédito supera al de 11 bancos comerciales (2011).

 

La Magnitud del Fenómeno Cooperativo a Nivel Mundial

A nivel mundial las cooperativas cuentan con casi 1.000 millones de socios y generan 250 millones de empleos, un 20 % más que las firmas multinacionales (2012).

Las ventas de las 300 empresas cooperativas más grandes del mundo suman 1.1 trillones de dólares, importe comparable al PIB de algunas de las economías nacionales más importantes (2012).

 

Importantes Sectores de Población son Miembros de Cooperativas en Todo el Mundo

En Bélgica, existían unas 30.000 cooperativas en 2001.

En India, los miembros de cooperativas superan los 240 millones de personas.

En Japón, una de cada 3 familias es cooperativista.

En Kenya, una de cada 5 personas es socia de una cooperativa.

En Singapur, los cooperativistas son 1.400.000, lo que representa una tercera parte de su población.

 

Las cooperativas Tienen un Peso Significativo en las Economías Nacionales

En Bélgica, las cooperativas farmacéuticas tienen una participación en el mercado de 19.5%

En Corea, las cooperativas agrícolas reúnen a más de 2 millones de productores rurales (un 90% del total) y facturan anualmente una cifra superior a los 11.000 millones de dólares. Adicionalmente las cooperativas pesqueras coreanas tienen una participación en el mercado de un 71%

En Chipre, las cooperativas representan el 30% del sector bancario y son responsables de la comercialización del 35% de su producción agropecuaria

En Eslovenia, las cooperativas agrícolas son responsables del 72% de la producción lechera, 79% de la ganadera, 45% de la de trigo y 77% de la de patatas.

En Finlandia, las cooperativas son responsables de la producción de un 74% de los alimentos, un 96% de los lácteos, un 50% de la producción de huevos, 34% de la producción forestal y manejan un 34% de los depósitos en el sistema financiero

En Hungría, las cooperativas de consumo fueron responsables del 14.4% de las ventas minoristas de artículos generales y de alimentos durante 2004
En Japón las un 91% de los productores agropecuarios son socios de cooperativas que en conjunto facturan anualmente una cifra superior a los 90.000 millones de dólares

En Kenya, las cooperativas tienen una participación del 45% en el PBI del país y gestionan el 31% de los depósitos y ahorros nacionales. Además, producen un 70% del café, un 76% de los productos lácteos y un 95% del algodón.

En Kuwait, las cooperativas de consumo manejan el 80% del comercio minorista del país

En Letonia, las cooperativas tienen una participación del 12.3% en el sector de la industria alimenticia

En Moldavia las cooperativas de consumo son responsables del 6.8% del comercio minorista

En Noruega, las cooperativas producen el 99% de la leche y derivados, las cooperativas de consumo manejan el 25% del mercado, las pesqueras son responsables del 8.7% de las exportaciones nacionales y las forestales tienen una participación del 76% en el sector. Uno de cada 3 habitantes del país es miembro de una cooperativa

En Polonia, las cooperativas producen el 75% de la leche y derivados

En el Reino Unido, la mayor agencia de viajes independiente es una cooperativa

En Singapur, las cooperativas de consumo tienen una participación del 55% en el sector de supermercados y facturan una cifra superior a los 700 millones de dólares anuales

En Suecia, las cooperativas de consumo tienen una participación de 17.5% en su mercado

En Vietnam, la actividad de las cooperativas representa un 8.6% al Producto Bruto Interno.

 

Las Cooperativas Crean y Mantienen Empleos en Todo el Planeta

Sólo en Europa los bancos cooperativos emplean a más de 700.000 personas.

En Eslovaquia las cooperativas emplean a más de 75.000 personas.

En Francia 21.000 cooperativas dan empleo a más de 700.000 personas.

En Kenya las cooperativas emplean a más de 250.000 personas.

 

HISTORIA COOPERATIVA EN CHILE

A grandes rasgos, la historia del cooperativismo en nuestro país, tal como se expone en Pérez, Radrigán y Martini (2003), se podría resumir en 6 grandes etapas:

1. Etapa Inicial (1887-1924): se caracteriza por la creación de las primeras cooperativas de las que se tiene documentación. En 1887, surgen en Valparaíso las primeras cooperativas de consumo llamadas “La Valparaíso” y “La Esmeralda”, a partir de la Sociedad de Socorros Mutuos de la Unión de Tipógrafos, institución creada en 1853 por el movimiento obrero. Posteriormente, en 1904, surgió la Cooperativa de Consumo de los Trabajadores de Ferrocarriles del Estado, promovida por el Estado e impulsada por los trabajadores. Entre 1904 y 1924, se registraron 40 sociedades cooperativas en distintos sectores, primando las de consumo.

2. Etapa de Iniciativa Legal (1925-1963): A pesar del aumento en la creación de cooperativas durante el periodo, las primeras iniciativas legales comenzaron recién a mediados de la década de los veinte. En particular, el 30 de septiembre de 1924, se promulgó la primera Ley de Cooperativas (Ley N°4.058) y en 1927, se creó el Departamento de Cooperativas (DECOOP) dependiente del Ministerio de Fomento. Luego, en 1939 se creó la Corporación de Fomento de la Producción (CORFO), con lo cual el cooperativismo se vio particularmente favorecido, especialmente en el área rural a través de las cooperativas agrícolas, vitivinícolas, lecheras y de electrificación. Tras la creación en la década de los cincuenta de diversas cooperativas, varias de ellas consideradas emblemáticas (*), destaca el DFL N°326 de 1960, más conocido como Ley General de Cooperativas (LGC), durante el Gobierno de Jorge Alessandri, y luego su posterior modificación el año 1963 al dictarse la Ley N° 15.020 sobre la Reforma Agraria, cambios que sentaron las bases del cooperativismo actual.

(*) Entre las cooperativas que se crearon destacan la Federación Chilena de Cooperativas de Ahorro y Crédito (FECRECOOP, 1954), la Cooperativa de Servicios para la Construcción (SODIMAC, 1958), la Federación de Cooperativas de Viviendas (1958), la Cooperativa de Consumidores Unidos (UNICOOP, 1961), la Federación Nacional de Cooperativas Eléctricas (FENACOPEL, 1963) y el Instituto Chileno de Educación Cooperativas (ICECOOP, 1963).

Cafra3. Etapa de desarrollo desde el Estado (1964-1970): En la década siguiente, el Estado favoreció directa e indirectamente el desarrollo cooperativo a través de organismos estatales como la Corporación de Reforma Agraria (CORA), que impulsó las cooperativas de asignatarios de tierras expropiadas y el Instituto de Desarrollo Agropecuario (INDAP), que apoyó la creación de cooperativas campesinas y pesqueras. Además, en 1965 se creó la Comisión Nacional Coordinadora de Cooperativas, compuesta por funcionarios gubernamentales y representantes del movimiento cooperativo y el Departamento de Desarrollo Cooperativo del Servicio de Cooperación Técnica (SERCOTEC). Asimismo, en esta época surgieron dos organizaciones cooperativistas de gran importancia: el Instituto de Financiamiento Cooperativo (IFICOOP, 1964) y la Confederación General de Cooperativas de Chile (CONFECOOP). Paulatinamente, el cooperativismo continuó su expansión y en los años sesenta alcanzó al ámbito universitario: en la Universidad Católica de Chile se creó el Instituto de Estudios Cooperativos (1965) y la Universidad de Chile implementó la Carrera de Técnico en Cooperativas (1968).

4. Etapa de ambigüedad (1971-1974): Luego, se considera el gobierno de Salvador Allende como una etapa de ambigüedad, principalmente porque el cooperativismo no formó parte de las prioridades en su mandato, y a pesar de que se acordó no estatizar a las cooperativas existentes, el movimiento chocó con las profundas reformas estructurales impulsadas en dicho periodo. Por lo demás, ciertas autoridades consideraban al cooperativismo como una fórmula encubierta de capitalismo. De todas formas, en estos años se crearon en Chile 597 cooperativas y sólo se disolvieron 29, gracias a los avances propiciados en el gobierno anterior.

5. Etapa de crisis y replanteamiento (1975-1989): La llegada del pronunciamiento militar en nuestro país, al igual que en países como Argentina, Bolivia y Uruguay, tuvo como consecuencia la involución del movimiento, causado en parte por las medidas de represión, eliminación o control de los movimientos populares (OIT, 2012). Por su parte, la implementación del modelo neoliberal, la crisis económica de 1975 y luego de 1982 también influyeron en el movimiento. En este periodo, el cooperativismo inició un proceso de reformas, marcado por dos corrientes: aquellos que priorizaban su dimensión económica e incentivaron su inserción al mercado en medio de la liberalización económica, y aquellos que tenían como foco reestablecer las relaciones con movimientos cooperativos internacionales e integrarse al proceso de retorno a la democracia. (Pérez, Radrigán y Martini, 2003).

6. Etapa actual (1990-hasta la fecha): los 26 años desde el retorno de la democracia, se han caracterizado por la autonomía del sector cooperativo y la baja prioridad impuesta por el Estado respecto al tema. Esto queda demostrado con la tramitación de la modificación de la Ley General de Cooperativas. El primer trámite constitucional ingresó al Congreso en noviembre de 1992, y recién 10 años más tarde fue promulgada (Ley N° 19.832). Esto, a pesar de que se reconocía necesario dotar al sector de un marco jurídico adecuado, ya que las normas protectoras existentes constituían un obstáculo a su plena incorporación a las relaciones económicas y a su progreso.

Dentro de los avances recientes, destaca la aprobación del Reglamento de la Ley General de Cooperativas para facilitar la aplicabilidad de las disposiciones contenidas en la ley en el año 2007. El último gran cambio en la normativa está dado por la publicación de la Ley 20.881, con fecha 06 de enero de 2016, que modifica el Decreto con Fuerza de Ley (DFL) N° 5 de 2003.

 

ESTADÍSTICAS DE LA ACTIVIDAD COOPERATIVA EN CHILE

127 años tiene el sector cooperativo en Chile: En 1887, surgieron las primeras cooperativas en Valparaíso llamadas “La Valparaíso” y “La Esmeralda”.

Evolución marco jurídico: la primera Ley de Cooperativas fue promulgada en 1924 (Ley N° 4.058), y desde aquella fecha ha habido sucesivas modificaciones. La última fue en el año 2002 (Ley N° 19.832).

Nueva Modificación: se encuentra promulgada la Ley 20.881 que establece entre otros cambios, impulsar el emprendimiento de cooperativas facilitando su constitución, su gestión interna, resguardando su patrimonio, la transparencia de sus operaciones y su oportuna fiscalización.

952 cooperativas vigentes y activas: del total de 4.984 cooperativas registradas en el directorio del Decoop, sólo un 22,8% está activa. De éstas, un 83,7% está vigente, llegando a un universo de 952 cooperativas que operan regularmente en el mercado.

75,1% han crecido en los últimos 6 años: desde el 2007 al 2013, el número de cooperativas activas ha aumentado un 75,1%, mostrando un alto dinamismo del sector.

Mayoría son cooperativas de servicios: un 55,7% de las cooperativas son de servicios, un 28,1% son Agrícolas, Campesinas y Pesqueras y por último, un 14,1% son de Trabajo. El 2,0% de las cooperativas restantes están organizadas como Confederaciones o Federaciones.

Socios representan el 20,7% de la fuerza laboral: en su conjunto las cooperativas cuentan con 1 millón 748 mil socios inscritos, lo que equivale a un quinto de la fuerza de trabajo.

Mayoría de los socios son mujeres: a diferencia de lo que sucede en la fuerza laboral y en el total de ocupados donde los hombres constituyen la mayoría, en las cooperativas las mujeres representan el 51,9% del total de socios.

Mayor diversificación regional: mientras el 42,6% de las empresas formales en nuestro país se concentran en la Región Metropolitana, este porcentaje baja a 25,6% en el total de cooperativas.

150 son de importancia económica: sólo este grupo representa el 30,3% de los socios del total de cooperativas, destacando las de Agua Potable y las de Ahorro y Crédito.

Según las estadísticas más actualizadas del Decoop, el directorio de cooperativas está compuesto por 4.984 organizaciones, de las cuales un 22,8% se encuentran activas y el resto inactivas, clasificación que depende si han informan regularmente durante 5 años su situación societaria y contable o no. De las activas, 952 están vigentes, siendo consideradas este grupo las que operan regularmente en el mercado.

 

% de cooperativas por rubro (Chile)

 

rubros cooperativas chilenas

socios y trabajadores por rubro económico (Chile)

 

Principales cooperativas chilenas

 

Respecto a lo contenido en la Ley General de Cooperativas, cabe mencionar que aquellas cooperativas de ahorro y crédito que superen las 400 mil UF de patrimonio, deberán someter a fiscalización y control sus operaciones económicas y financieras por parte de la SBIF.

 

Actualmente, son 7 las cooperativas que se encuentran en esta situación (y su patrimonio en millones de pesos a agosto del 2012 entre paréntesis):

  • COOCRETAL ($7.755)
  • COOPEUCH ($289.342)
  • ORIENCOOP ($28.004)
  • CAPUAL ($18.729)
  • DETACOOP ($6.085)
  • AHORROCOOP ($14.655)
  • LAUTARO ROSAS ($14.447)

 

Sólo este grupo de cooperativas de ahorro y crédito tiene permitido emitir y operar tarjetas de crédito para sus socios o dar préstamos.

Además de estas 7 cooperativas fiscalizadas por la SBIF, existen otras 36 cooperativas que son fiscalizadas por el Decoop que cuentan con 160.093 socios en total y otorgan empleo directo a 547 trabajadores.